jueves, 27 de octubre de 2011

A soñar...

Soy un soñador, amante de historias imposibles y sanador de almas rotas. Para mí las causas perdidas no existen, solo la falta de imaginación y la sobredosis de cobardía.

    Soy un soñador. De esos que no se rinden nunca o, al menos no pierden la esperanza. Me llaman loco, iluso, dicen que no vivo en este mundo, que nadie sobrevive a base sueños. Pero lo que no entienden es que mientras ellos malgastan su tiempo  conformándose  yo trabajo por mantener los sueños vivos y hacerlos más reales. Acercándolos poco a poco. Lentamente. A veces parece que puedo llegar a tocarlos… Quizá algún día se cumplan. Quizá no. Pero estaré más cerca que aquel que nunca lo ha intentado.

    Te invito a soñar conmigo. A ver que las cosas nunca son tan blancas. Ni tan negras. En realidad pueden ser azules o verdes, o rosas, depende de cómo te levantes esa mañana y de la actitud con la que estés dispuesto a enfrentar el día.

    Y si quieres un consejo: sueña. Siempre. A todas horas. Todos los días. Porque es la única forma de mantenerse despierto en un mundo que cerrándonos los ojos, ya no valora que sueño a sueño y paso a paso se mejora y se consiguen las metas que realmente nos harán ser felices.

2 comentarios:

  1. Me gusta mucho esta entrada! es una pena que la gente piense que el que sueña no va a conseguir nada, pero me alegra saber que queda gente que piensa igual que yo y no está de acuerdo con la inercia actual :)

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Pau!!!
    Fijo q somos muchos, solo hay que buscar ;)

    ResponderEliminar